Pensamiento crítico


link: https://flic.kr/p/fqBADG


"No puedo enseñar nada a nadie. Sólo puedo hacerles pensar."

- Sócrates - 

          ¡Hola! ¿Qué tal estáis? Espero que muy bien y que el mes de junio lo hayáis comenzado con mucha energía y ganas de comeros el mundo - ¡ánimo! ¡en nada ya está aquí el verano y con él, las vacaciones! - Perdonad el retraso en escribir, el tiempo ha pasado muy rápido y casi no me he dado cuenta, echaba mucho de menos comentaros mis últimas inquietudes filosóficas. Hoy trataré el tema de la importancia de fomentar el pensamiento crítico en los ciudadanos, sobre todo, en la educación de los adolescentes, donde la filosofía como asignatura de la vida tiene una gran responsabilidad.

         Especialmente cuando uno es joven necesita que alguien de confianza y con un cierto grado de sabiduría fomente su criterio mediante el conocimiento y, le transmita lo que en filosofía se denomina un pensamiento crítico. Y es que, una persona sin criterio propio, fácil de convencer y de manipular, es una persona sin identidad y vacía. Por ello, la función del filósofo desde la filosofía es cuestionar todo aquello que desde el campo de la política y de los medios de comunicación se nos ofrece a los ciudadanos. Evidentemente, cuanto menor sea la capacidad crítica del ciudadano, más cómodo y fácil le resultará al político, periodista o persona que pretenda conseguir su apoyo, ganarse su confianza. Igualmente, tampoco se trata en cuestionar todo sin motivo alguno, simplemente aquello que es merecedor de ser cuestionado, esto es, que ostenta cierta relevancia e importancia cuya decisión determinará extremos y cambios significativos para el ciudadano, en particular y,  para la sociedad, en general.

     Los ciudadanos debemos ser capaces de realizar preguntas abiertas tales como: ¿realmente esa medida defiende el interés general?, ¿es cierto que esa propuesta beneficiará a nuestros hijos el día de mañana?, ¿se está luchando de manera eficaz por un cambio mejor para todos?, ¿este hecho está sucediendo tal y como los medios de comunicación pretenden hacernos creer? ¿a qué se debe esa contradicción?... en general, se trata de una serie de cuestiones que debemos saber poner en práctica de manera innata e inmediata ante cualquier situación que suponga un cambio y/o decisión relevante en nuestra vida.


      Nos encontramos ante preguntas, que no sólo abarcan la esfera política y de la información en los medios de comunicación, sino que se pueden plantear ante cualquier circunstancia personal y profesional de la vida de una persona, por consiguiente, cuanto más se adapten a las situaciones personales de cada uno, más cerradas resultarán. Asimismo, tampoco se trata de desconfiar de todo aquello que se nos plantea, sino simplemente el objetivo es no dejarnos convencer fácilmente por los comentarios y prejuicios de otros, reflexionando desde el conocimiento sobre la situación para tener la certeza de que nuestra decisión es a la apropiada y que nuestro criterio es correcto. No podemos interpretar con certeza cada acción y cada hecho, si no conocemos ni a la persona ni el contexto que le ha llevado a actuar de ese modo, en definitiva, desde el desconocimiento.

      Es sumamente importante fomentar nuestra capacidad crítica, pensemos por ejemplo, en el hecho de que constantemente en nuestra vida cotidiana la función y el trabajo de otros es la de “vender” y, eso, para nada es negativo, por lo que el pensamiento critico nos ayuda a no ser engañados o, por lo menos, que resulte más complicado para el otro con intención de engaño, conseguir su finalidad: la de vender un producto a toda costa. Por otro lado, nadie va a negar el hecho de que resulta mucho más satisfactorio cuando uno sabe que ha elegido lo correcto y, aquello que realmente le conviene o interesa, bien para sí mismo, cuando nos encontramos ante una decisión personal, o bien, para la comunidad, cuando nos encontramos ante una decisión que afecta al interés general.

         Muchos son los factores que intentan interferir, y que de hecho interfieren en nuestra vida y en nuestras decisiones, desde el pensamiento político y religioso, entre otros, que nos ha inculcado nuestra familia y entorno social, hasta las propias convicciones y prejuicios que puedan tener  otros sobre determinadas personas y situaciones. Por ello, cuando el ciudadano es adolescente debe fomentar su propio criterio, cuestionándose con valores éticos, desde la reflexión y el conocimiento todo aquello de lo que otras personas - ya sean políticos, los medios de comunicación, amigos, profesores... - le intenten convencer. Todo ello, a fin de que sea él mismo el responsable de sus propias decisiones,  criterios con los que consigue adquirir su propia identidad y apreciar lo que realmente existe fuera de la “caja” en la que se encuentra, en definitiva, por los que consigue salir de la ignorancia y construir su propia personalidad.

         El pensamiento crítico es uno de los pilares y objetivos de la filosofía, es la finalidad principal de cada uno de los filósofos y corrientes filosóficas. Sus primeros cimientos fueron construidos por el gran pensador ateniense Sócrates, fomentar la capacidad crítica de lo jóvenes fue uno de sus objetivos como filósofo y, a la vez uno de los motivos por el que fue condenado a la pena de muerte.

         Os dejo el enlace a una lectura muy sencilla y breve que escribió Platón, donde refleja los motivos por los que fue enjuiciado Sócrates, y describe detalladamente su propia defensa en en el juicio final. 



Espero que os haya gustado el tema de hoy, es muy importante tener nuestro propio criterio y capacidad de decisión, es lo que al final nos define e identifica como personas únicas y diferentes. Sé que no es fácil, pero con la ayuda de la filosofía y del consejo de nuestros tutores y personas que desean nuestro bien, nuestras decisiones serán las correctas y, si nos equivocamos, no pasa absolutamente nada, aprendemos del error y seguimos hacía delante, eso nos ayudará a tomar mejor decisiones en el futuro, todo suma. 
¡Feliz domingo! 
Muchas gracias por estar un día más y visitar mi blog. 
Con todo mi cariño, Leticia. 







"Filosofía es la búsqueda de la verdad como medida de lo que el hombre debe hacer y como norma para su conducta."

- Sócrates -  



Comentarios

Entradas populares